Omar

Omar. Hany Abu-Assad. 2013

Omar, es el nombre del filme y del protagonista principal. Se trata de un joven palestino que vive en Cisjordania y cae en manos de los servicios de inteligencia de Israel. A partir de allí, se inician una serie de peripecias que pondrán a prueba la lealtad de Omar a la causa del pueblo palestino. Filmada como un thriller, no faltan ninguno de sus elementos constitutivos: suspenso, intriga y escenas de acción, condimentados con una historia romántica.
Si bien la forma elegida por el director es convencional y no hay grandes escenas para destacar, el relato es valioso, ya que muestra la forma en que trabaja la inteligencia israelí, y la manera en que chantajea a los jóvenes palestinos para que se vean obligados a ser informantes de los judíos y traicionen a sus amigos y camaradas.
La desesperación que muestra Omar en el filme, es la consecuencia de tratar de jugar a dos puntas: dar algunos datos a los israelíes, salvándose y al mismo tiempo intentar preservar la vida y la libertad de algunos de sus camaradas. En esta difícil situación, las posibilidades de éxito son escasas. Cuando Omar se ve perdido y acorralado, decide, sobre el final, una acción desesperada, que lo pueda reivindicar ante su pueblo y su amante.

omar2
Omar en poder de los israelíes.

Uno de los mayores aciertos del filme, consiste en mostrar la asimétrica forma de ocupación y uso del espacio. Mientras los israelíes ingresan sin dificultad al territorio de Cisjordania, haciendo un uso ostentoso de su poder de fuego y capacidad de espionaje, poniendo de manifiesto la lógica propia del opresor que ocupa un territorio que no le pertenece, los palestinos solo pueden pasar libremente al lado ocupado por Israel si tienen la infrecuente capacidad física de Omar para escalar el muro que separa los territorios de ambos bandos y si pueden esquivar las balas de los guardias judíos. En una clara toma de posición política, la acción de la película se centra mayormente en el territorio donde habitan los palestinos, dejando casi siempre fuera de campo la vida de los judíos del otro lado del muro.
Otro detalle importante de señalar es que Omar, el personaje, debe trabajar duro en una panadería para conseguir el dinero que le permita vivir y ahorrar un poco para su proyectada boda. Su participación en acciones armadas, no lo transforman en un soldado profesional ni en un guerrillero, ya que no puede ser una tarea exclusiva. En el otro extremo, soldados judíos, carceleros judíos, torturadores judíos y espías judíos, ostentan el privilegio de agredir a los palestinos a tiempo completo, a cambio de un sueldo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s