Museum Hours

Museum Hours. Jem Cohen. EEUU, Austria. 2012

museum_hours_1_full

(Vista en el 15º BAFICI)
La historia es muy simple. Una mujer de alrededor de 50 años, llega a Viena desde Canadá, para acompañar a una amiga convaleciente. En uno de sus momentos libres decide visitar uno de los museos de la ciudad, y allí empieza de verdad la película. Porque nuestra amiga conoce en ese lugar a un guardia, que en principio la ayuda a orientarse en la ciudad, y luego se transforma en su compañía, dentro y fuera del museo. Y cuando el espectador podía pensar en el comienzo de un romance, el director se encarga de frustrar esta idea, poniendo en evidencia que nuestro guía es gay. Es dentro de ese museo donde el filme alcanza sus mejores momentos. Las dos escenas mejor logradas ocurren, por un lado, cuando una guía explica, con gran sentido didáctico pero con humildad, las principales virtudes de un cuadro del pintor flamenco Pieter Brueghel La guía nos recuerda, que nuestra mirada, no puede ser la misma que la que tenía el pintor 500 años atrás, pero el valor de la obra sigue vigente por la capacidad de maravillarnos con su belleza, aún a tanta distancia en el tiempo. La escena hasta aquí podría pasar por un simple documental de observación, pero de manera inteligente, el director le da un cierre original cuando un hombre del público que escuchaba en silencio, dice disentir con el punto de vista de la guía y expone otra interpretación del cuadro igualmente verosímil.

La otra escena, que tiene por partícipes a los dos principales protagonistas, la visitante canadiense y el guardia del museo, los muestra disfrutando de un cuadro, donde los colores y las formas, deslumbran a la visitante y sus interpretaciones resultan compartidas por el guarda, que se muestra como todo un entendido en el arte que allí se exhibe. El placer que sienten ambos, disfrutando juntos de los cuadros, se logra transmitir al espectador del filme con gran eficacia por parte del director Jem Cohen.

En los créditos, nos enteramos que el realizador, buscó con esta película, realizar un homenaje a sus padres, personas dedicadas al mundo de los museos. Y no hay dudas que logró su objetivo con creces.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s